Descartes, OSOM !

Como en algunos memes, hahaha. Me reí.

l-1c0w

 René Descartes no sólo se desliza lentamente en la idea y justificación de la existencia de Dios, sino que te persuade de que eso puede ser cierto. Avanzando en analogías – y desarrollando el método de desmenuzar hasta la conocido para así construir una verdad completa y mas compleja – logra instalar frente al lector el razonamiento de su creencia en la existencia de este ser supremo al que llama Dios.

Si bien en el ‘Discurso del Método’ se introduce en las ideas de los sentidos y la creación, es en las ‘Meditaciones Metafísicas’ en donde se despliegan las premisas fundamentales de la razón. Creo que la narración tiene a ser un poco naif al no reconocer que pueden existir una gama eterna de explicaciones para los múltiples hechos que utiliza como ejemplos de la existencia divina, nada fuera de lo común ya que gracias al comienzo de cuestionamientos como estos, la ciencia se logra separar de la religión para tener uno de los florecimientos mas impresionantes y fructíferos de la historia.

Memes?… nada malo puede pasar cuando juntar a Luke Skywalker con Descartes !

8E0

Anuncios

10 ‘Netflix Original Series’ (I)

A estas alturas, tener un tsunami mensual de series es mas positivo que negativo: podemos elegir y la oferta no es poca, demasiada. Netflix tiene mucho que decir al respecto ya que la plataforma posee series propias de muy buena calidad.  Sin mucho blah, acá algunas de las que he mirado.

1

Santa Clarita Diet. Una Drew Barrymore perfecta: de aburrida agente inmobiliaria a divertida y gozadora mujer come muertos. Mención aparte para el elenco completo, un lujo.

2

Black Mirror. El horroroso mundo posible en el que la amenaza es la misma hiper conexión de la que hoy el mundo se siente orgulloso. Reflexiva ciencia ficción. Tremenda serie.

3

Orange is the New Black. Adictiva serie de cárceles, que ya se han vuelto un genero, muy recomendable: Oz. Acá, una cárcel de mujeres, infinitas historias. Hermosa serie.

4

House of Cards. La primera serie de Netflix que tomo mi atención, muchas veces premiada. Intrigas y política corrupta al mas alto nivel llevada de la mano con un destacado Kevin Spacey.

5

Stranger Things. Una historia de suspenso y terror, con un aire ochentero de la que tanto se hablo el 2016. Un gran pedazo de arte; de esas series que no están incrustadas en ninguna época, se podrá seguir viendo por años.

6

The OA. Perteneciente al grupo de series sobre fenónemos paranormales / desapariciones / asesinatos, en un contexto de un pueblo pequeño / comunidad reducida. La historia es intensa pero no logra un desarrollo destacable. Es necesario esperar nuevas temporadas.

7

Beat Bugs. The Beatles + animación = wow!, necesario para los niños y los fans de la música. Cada capitulo es una canción de The Beatles que narra una pequeña historia de un grupo de insectos de jardín.

8

Cooked. Si te gustan los documentales, este es mucho mas interesante que cualquier programa que hayas visto en NatGeo o Discovery Channel. Mezcla perfecta de antropología y cocina, la historia del ser humano y su relación con el alimento.

9

13 Reasons Why. Habla de suicidio, acoso o bullying escolar y de como los modelos de sociedad actuales han permitido que la visión de la mujer quede reducida a un pedazo de carne del cual se puede disponer. Gran acierto, desarrollo deficiente: algunas temáticas como el hacerse cargo u otras quedan relegadas tras la historia de justicia / venganza.

10

Better Call Saul. Es bueno que un programa desafíe tu ingenio y sea mas que una pantalla vomitando contenidos. Me pasa con Sherlock y con Better Call Saul, y aunque no es para nada detectivesca tiene ese dejo de misterio permanente: el paso de Jimmy McGill a Saul Goodman.

3 cosas acerca de Kurt Cobain

Muchas palabras de buena crianza, mucho homenaje y recuerdo pero nadie se compromete con nada. Sabemos mucho de Kurt Cobain por sus biografías, películas y entrevistas pero se extraña la prensa crítica, aunque emita opiniones controversiales. Me gusta el trabajo de Tom Grant y como puso en tela de juicio el tema del suicidio.

De una infinidad de artefactos y recuerdos, encontré 3 cosas acerca de Kurt.

  • 23 años. Hoy se conmemoran 23 años desde que fue encontrado muerto, con un disparo de escopeta en la cabeza. 23 años desde su asesinato mediático. Hoy tendría 50 años. Hoy tendría una banda lo-fi despues de haber rebotado durante años sobre el estomago inflado y pestilente del cadáver que el mainstream llamo grunge. Hoy le mandaríamos mensajes por twitter y quizás seria trending topic debido a sus opiniones. A algunos pocos les contestaría con un escueto like. Kurt no se conecta demasiado a nada, ni siquiera a si mismo. Nirvana se disolvería, obvio. Nirvana tendría conciertos multitudinarios a modo de reunion-show. Pasaría el tiempo. Nirvana se disolvería nuevamente ya que la música evoluciona e involuciona, pero nunca se queda quieta. Hoy escucharíamos de sus proyectos en solitario, de sus hermosas canciones en hermosas colaboraciones. Crearía música para películas de bajo presupuesto con seudónimos ininteligibles que el mismo se encargaría de aclarar, a Kurt no le gusta el anonimato. Tendría mala fama, es un artista del engaño. Seria un feminista radicalizado, ferviente e informado. Nunca estaría bien con nadie. Todos lo querríamos mucho.

kc

  • ‘Montage of Heck’ es un montaje. El documental Montage of Heck (2015) fue una supuesta desmitificación de la figura de Cobain, una especie de ‘bajarlo del pedestal’, que es justamente lo que pretendería cualquiera que quisiera hacer ver a Kurt como un humano con errores, un drogadicto, una especie de artista mediocre sumergido en la adicción y la indiferencia. ¿De que hablamos aquí?, Cobain nunca ha sido un Dios y nunca debieron tratarlo como tal, pero existe una gran diferencia entre considerarlo un ser intocable y, por otro lado, considerarlo el peor adicto del rock, un cantante con mal genio, una especie de atormentado artista de medio rango que hizo un par de buenas canciones pero que sucumbió ante sus propias debilidades. Bueno, el 90% del documental es falso y eso lo puede comprobar uno de sus mejores amigos, incluso hoy en día; uno de los pocos que sigue diciendo la verdad, con todo lo que ello implique: Buzz Osborne. De hecho, Novoselic no entra en pugna con Buzz y en una entrevista a Rolling Stone solo dice que el es así, que nunca se sabe que dira y que conoció muy bien a Kurt, por lo tanto su opinión es tan valida como cualquiera. Las afirmaciones del gran Buzz por acá.
  • Kurt Cobain’s Top 50, sus influencias. Si consideramos que la música de Nirvana puede ser reducida a un par de buenos y eternos hits radiales, estaríamos equivocados. La gama de músicos que influencio el sonido de Nirvana y los gustos musicales de Cobain es infinita. Navega entre bandas aparentemente dispares como PJ Harvey, Public Enemy o Marine Girls. Escucha la playlist en Spotify:

https://open.spotify.com/user/nstk/playlist/6to5Dnb4J4ZqyW82YdtDH4

Chazelle el perverso y La La Land

Se dijo bastante sobre la excelente película que es, se dijo también que esta sobrevalorada. En realidad no sé cuál es la opinión correcta pero sí: La La Land (2016) es una buena película por varios motivos: es entretenida, colorida, dinámica y musical – género controversial que no deja indiferente a nadie -, pero también porque parece que al final, todo se trata de una confirmación de Damien Chazelle por hablarnos de su pasión enfermiza por el éxito.
gallery-item01

Chazelle y sus películas son un tanto perversas. Veamos que pasa con Wiplash (2014).

Cuando vi ‘Wiplash‘ quede con una sensación extraña al final, no era la película que todos alababan, me desagrado el personaje de J.K. Simmons (muy bien logrado, excelente representación), me desagrado el protagonista y, en resumen, no logre tragarme la idea del “triunfo” y el esfuerzo… ¿Que triunfo?, al profe se le murió un estudiante por su manía con la perfección y el protagonista posterga absolutamente todo por el sueño de ser el super baterista de jazz que siempre quizo ser… Mmmmm, OK. Ahora, ¿esto es una crítica al modelo del exitismo actual o un homenaje al esfuerzo a toda costa ?. Algo similar pasa en Grand Piano (2012) donde fue guionista.
Ahora ‘La La Land‘… Acá, Chazelle toca la misma tecla pero con colores, una hermosa fotografía y bella música pero ¿porqué ese final?, ¿fue o no fue?, ¿cual es el costo de seguir nuestros sueños?. Al parecer se repite el mismo mambo, al parecer sus películas no son una critica al exitismo descarnado de nuestra sociedad sino mas bien su manera de ver la vida. La película es hermosa y agradable, nos puede gustar o no pero el tema es otro, el asunto es lo que transmite, esa sensación al finalizar, algo parecido a un malestar, a una patada en la espalda, algo que no viste venir.
Las opiniones?, dan un poco lo mismo ya que no podemos tener todos la misma impresión, sería horrible. Hay quienes dicen que es una oda al amor en nuestros días o que es una bella manera de contarnos como lograr nuestros sueños y nunca dejar de luchar. Algunos mas ‘osados’ han dicho que es la historia de como los intereses personales se interponen con el amor. Personalmente me gusto mucho la película, lo que no me gusto es que Chazelle quiera hacernos creer que esta bien volverse loco por un sueño sin siquiera intentar compatibilizar el contacto humano con el éxito profesional. No se trata de ser mediocre, no creo que ninguna persona debe ser complaciente con sus ideales o sus sueños pero existe un abismo entre dar la batalla y sentarse en un café o en una banca y fríamente dar término a un prominente futuro en pareja… sin siquiera intentarlo.
piano3
Además, el recurso final es de una flojera insostenible: por ejemplo, Damon Lindelof y Carlton Cuse se tomó varias temporadas de Lost para desarrollar la idea de los ‘flash sideways‘ y lo que significaban realmente. Esta especie de “flashbacks alternativos” tenían un porque y estaban al servicio del guión; tuvieron una explicación, eran creativos y la manera como calzan al final de la serie (nos haya gustado o no) es hermosa, pero acá aparecen como una luz de esperanza un tanto difuminada.

Quizás es hora de darle una vuelta al cine que estamos viendo y no quedarnos con la superficialidad de lo que observamos. Mal que mal, los directores y artistas en general tienen una responsabilidad en transmitir sus ideas y visiones del mundo y que; en un mundo cada vez mas enajenado; necesitamos abrir el espectro y entender que el bien común, el esfuerzo mancomunado y ser seres sociales no es un lujo, sino una necesidad.

90-luvun: una playlist otoñal

Cada día amanece mas nublado pero la temperatura se resiste a bajar, los amantes del sol sufren y los adoradores del frío sonríen incrédulos, al parecer los abrigos tendrán que esperar. Sin embargo el termino del verano es inevitable: hoy comienza el Otoño, marcado con el equinoccio de Marzo. ¿Porque no ‘mejorar’ lo que queda de Marzo con buena música?

6

Para nadie es un misterio que en los 90’s la música experimentó un renacimiento localizado y fructífero, a fuerza de riffs pegajosos y armónicos quiebres vocales. Fue la época del rock alternativo mas crudo que fue llevado a la masividad, entre otros motivos,  por la dispar escena de Seattle y sus postergados hijos ilustres. Al final, las bandas se llevaron la peor parte al ser puestas en la misma bolsa generadora de dividendos, el buen mainstream hacia de las suyas una vez mas.

Sobran los análisis sociopoliticos, las criticas musicales y los fanatismos descarnados. De aquella época nos queda la actitud punk del ‘hazlo tu mismo‘, la buena música a manos de excelentes bandas y la sensación de que, en ocasiones, aun vivimos en un nublado y melancólico lugar en los que las guitarras distorsionadas suenan en las piezas de algunos novatos músicos amateurs.

También sobran las listas de canciones, algunas bastante obvias. Rescato una playlist de Spotify que junta 64 canciones en mas de 4 horas de reproducción. Se agradece que la lista creada en Finlandia no caiga en los lugares comunes de ‘Jeremy‘ o ‘Smell like…‘ y de espacio a bandas como Meat Puppets, Sunny Day Real State, REM o Pixies. Lo bueno es que podemos seguir tarareando varias de estas canciones con la guitarra en la mano, tal como lo hicimos varios de nosotros hace mas de 20 años atrás.

Sagas: el ilógico orden cronológico

La pregunta aparece de vez en cuando: ¿Cual veo primero?. Es una pregunta frecuente en algunas sagas cinematográficas y pasa debido a los intereses de productoras y distribuidoras, las que siempre estarán un paso adelante nuestro, permitiendo crear las odiadas o amadas precuelas que, a su vez, causan problemas de trama, estilo o continuidad en la historia. Ejemplos famosos los vemos en Star Wars (y las iniciales IV-V-VI a las que le siguieron las polémicas I-II-III), en X-Men (con la creación de ‘Days of Future Past’) o en la serie Alien y su Prometheus.

Me lo pregunte hace poco cuando quisimos adentrarnos con nuestro hijo en el universo Alien – Predator. Lo que para mi fue una integración natural (debido a que las películas las fui viendo en la medida que las estrenaban), para las nuevas generaciones no lo es tanto ya que la tentación de ver a los 2 monstruos pelear a puñetazos (AvP) es mayor a ver Alien del ’79 o Depredador del ’87, ambas películas con un ritmo distinto al actual.­

aliens_15

Creo que existen 3 maneras generales de ver una saga que se desordeno con el pasar de los años:

  • Orden cronológico. La peor recomendación de todas debido a que hay información que no entenderemos del todo, guiños del guión y referencias importantes que pasaríamos de lado si no conocemos la historia completa. Ej: ver ‘Rogue One‘ antes que ‘A New Hope‘ le restaría emoción a ambas ya que sabríamos exactamente que sucedió con los mapas y la historia tras ellos. En cambio, volver a ver ‘A New Hope’ después de ‘Rogue One’ le imprime un emocionalidad extra. Ademas, no sabríamos quienes son los personajes que salen al final.
  • Orden de estreno. Recomendación general y standard por el simple motivo de que así fueron gestadas y no nos adelantaremos a nada, mas bien navegaremos tranquilos por las aguas de la lógica, del tiempo y del espacio. Aunque las historias den saltos ilógicos, podremos seguir el hilo mas fácilmente.
  • Orden “lógico” o de preferencia. Acá nos metemos en problemas ya que este orden solo se puede dar cuando ya has visto todas las películas y logras entender la idea tras ellas, pudiendo ordenarlas según lo que uno cree es mas lógico. Pasa con los fans de Star Wars que han propuesto un orden un poco extraño (IV, V, II, III, VI eliminando el capitulo I por ser irrelevante) o con el orden que he propuesto para las sagas de estos insectos asesinos espaciales.

Concluí que es mejor ver la serie de Alien y Depredador en orden “lógico” o en el peor de los casos en orden de estreno, esto debido a que donde nace todo es con los xenomorfos y siento que Depredador es un familiar lejano nacido del boom del terror espacial y de la buena critica que ganó Alien en el ’79 y el ’86, sin desmerecer al yautja por supuesto. Por otro lado (y en reconocimiento al buen cine que se hizo con las 2 primeras películas de cada alienigena), hay quienes proponen que se debe eliminar del canon oficial películas como ‘AvP’, ‘AvPR’, ‘Alien 3’ y ‘Alien Resurrection’ debido a la baja argumental y a los callejones sin salida en los que se metió (Ripley muerta y clonada). Así, una futura ‘Alien 5’ puede traer de vuelta a la Teniente Ripley justo después de que el USS Sulaco emprende la vuelta a la Tierra en Aliens.

En fin, el orden que propongo y los motivos son los siguientes:

  1. Alien (1979) y Aliens (1986): es el inicio de todo, el alpha y el omega y también la mejor manera de conocer la obra maestra de Ridley Scott. Mención aparte el trabajo de H.R. Giger y la creación del bicho espacial.
  2. Predator (1987) y Predator 2 (1990): cine ochentero en su máxima expresión. Balas, chistes en doble sentido y la ilusión de que los marines y los policías solitarios pueden salvar al mundo. Ojo con la similitud de los team de soldados entre Aliens ’86 y Predator ’87.
  3. Prometheus (2012): OK, una vez que tenemos claro quien es quien y que revisamos 4 películas clásicas, podemos comenzar a indagar y ampliar el universo de las sagas. Con Prometheus lograremos entender quien es el ‘space jockey’ y nos adentraremos en un nuevo inicio ya que esta es la precuela que dará pie a 3 nuevas cintas de xenomorfos, siendo la primera de ellas Alien: Covenant (2017).
  4. Predators (2010): una muy dilatada continuación que nos cuenta sobre la naturaleza cazadora y los códigos de honor que rigen a los yautja. Interesante conocer que estos códigos también entran en conflicto dentro de los mismos alienigenas, en toda familia existe una oveja negra.
  5. Alien 3 (1992)Alien Resurrection (1997): sin ser una continuación muy respetada (sobre todo porque mato la franquicia), estas dos películas son entretenidas y nos dan información extra sobre el ciclo de vida de los xenomorfos y de sus multiples y terroríficas opciones. También sabremos que paso con Ripley, quien al parecer se las ingenia para volver una y otra vez.
  6. AVP: Alien vs Predator (2004) y AVPR: Aliens vs Predator Requiem (2007): al enterarnos de toda la información disponible, recomiendo ver ambas para ver quien gana esta extraña pelea. Interesante saber mas de Weyland y Yutani, fundadores de la codiciona corporacion interplanetaria Weyland-Yutani.
  7. Alien Covenant (2017): continuación de Prometheus e inicio de una nueva trilogía que promete devolverle el alma a la saga. Dirigida por Ridley Scott.

Así las estamos viendo en casa y así creo que podremos entretenernos mas. Quizás no es el definitivo pero es el ilógico orden que propongo desde acá. Nunca es tarde para verlas nuevamente, intenten este orden y luego podremos discutirlo por allí.

Cerro Torre y su sobrecogedora hermosura

La primera vez que vimos el Cerro Torre nos dio una especie de enamoramiento adolescente y le silbamos, como si fuera un atractivo personaje que pasea despreocupado por la vereda de enfrente. Lo cierto es que era una proyección de fotos de algunos de nuestros profesores de montaña y sus aventuras en la Patagonia, muchos aún no lo conocemos en persona pero en ese momento nos sentimos profundamente atraídos por su forma y complejidad, una verdadera hazaña, aún para nuestros ojos inexpertos. Quizás es un sentimiento que se repite en todos los amantes de la naturaleza, por lo menos eso se puede sentir cuando uno mira el documental “Cerro Torre: A Snowball’s Chance in Hell“.

_MG_2673

‘Cerro Torre’ nos cuenta la historia de como David Lama logra subir la montaña mas compleja del mundo, según muchos. Lo interesante es que Lama es un experto, premiado y muy joven escalador de roca, pero no necesariamente un experimentado montañista. Así es como pasamos de un relato un tanto presuntuoso, en donde se puede notar la mano coproductora de Redbull, a uno mas modesto y real que nos invita a reflexionar sobre como enfrentar desafíos de esta dimensión. Notables son algunas cuñas de verdaderas leyendas del montañismo y sus visiones filosóficas al respecto de este estilo de vida, personalmente me quedo con cualquier intervención en la que aparece Jim Bridwell quien merece película en solitario.

La hermosura de las imágenes que nos regala este documental, en donde la montaña es la protagonista, nos saca a ratos de al sempiterna y aburrida lucha entre el hombre y la naturaleza y creo que este tipo de imagenes son las que nos quedan por años en la memoria. Al final, lo que importa es la conversación con los amigos y los recuerdos de un bello momento compartido, las demás son bellas excusas.

*Disponible en Netflix en la fecha que se publico esta columna.